# La implantación de la sanidad digital está a punto de ser una realidad.
# Este plan de introducir las tecnologías se inició hace ahora 10 años.
# El 97% de los médicos de Atención Primaria de todas las comunidades tienen ya acceso a la historia clínica de sus pacientes en formato digital

AGENCIAS. 14.03.2010

La implantación de la sanidad digital está a punto de ser una realidad en España, como demuestra que el 86% de los ciudadanos ya puede utilizar Internet para pedir cita con su médico de Atención Primaria, según datos del Ministerio de Sanidad y Política Social con motivo de la conferencia ministerial de alto nivel sobre e-Health en la Unión Europea que se celebrará desde el 15 al 18 de marzo en Barcelona.

La aplicación de las tecnologías de la información y la comunicación al Sistema Nacional de Salud (SNS) se inició hace más de 10 años e incluye la implantación de una historia clínica digital y receta electrónica compartida entre los 17 servicios autonómicos de salud.

Las comunidades que integran este proyecto piloto disponen pues de una única historia por paciente

Por el momento, ya se ha conseguido que los 97% de los médicos de Atención Primaria tengan acceso a la historia clínica de sus pacientes en formato digital, al tiempo que se ha desarrollado una base de datos de tarjetas sanitarias que "ya está operativa" que interactúa con los servicios regionales asignando un número único de identificación a cada ciudadano.

Para ello, el ministerio ha creado un nodo central de comunicación para garantizar la comunicación de datos y dar soporte al proyecto de historia clínica digital, que de momento ya trabaja como experiencia piloto coordinando a 10 comunidades: Andalucía, Baleares, Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Cataluña, Comunidad Valenciana, Extremadura, La Rioja y Murcia. El objetivo de Sanidad es que a lo largo de este año se inicie el despliegue definitivo del proyecto.

Las comunidades que integran este proyecto piloto disponen pues de una única historia por paciente -alimentada desde los diferentes dispositivos asistenciales desde Atención Primaria, laboratorios, informes de pruebas diagnósticas e imagen-- a las que se están incorporando progresivamente otros dispositivos como la consulta de especialistas, las urgencias o la hospitalización, según se vayan informatizando.

Datos personales sobre la salud

El objetivo es que los ciudadanos puedan acceder a los datos personales sobre su salud, ver quién accede a esta información y seleccionar conjuntos de datos que no desea que sean accesibles por profesionales de otra comunidad. Por su parte, los profesionales sanitarios podrán tener acceso mediante certificación electrónica a los conjuntos de datos personales de un paciente y sus imágenes para uso exclusivamente asistencia y ante una petición de asistencia del usuario.

Sin embargo, este proceso es costoso y lleva su tiempo ya que, pese al 70% de los hospitales y centros de especialidades tienen conexiones superiores a 6 Mbps, sólo el 20 por ciento de los hospitales públicos y el 20 por ciento de los médicos especialistas tiene acceso a la historia clínica electrónica.

Además, el 85 por ciento de los hospitales dispone de sistemas de gestión de radiología y el 60 por ciento de los hospitales cuenta con sistemas de almacenamiento de imagen en formato digital (PACS).