La escudería alemana no pretendía suministrar motores al equipo austríaco por temor a ser batidos en pista

Así lo ha afirmado el jefe deportivo de Red Bull, Helmut Marko, quien ha atacado duramente a Mercedes por no querer suministrarles motores para esta temporada.

Después de diferentes problemas técnicos con los motores Renault durante la temporada pasada, Red Bull Racing intentó cambiarse a Mercedes, conocido por ser el mejor motor de la Formula 1 actualmente. Se pensaba que Brawn GP (ahora Mercedes GP) y Mclaren influyenron en la decisión del proveedor alemán en la búsqueda de sus clientes. De esta manera, Red Bull se ha vuelto a quedar con los motores Renault.
Sin ser arrogantes, Mercedes sabía que con el mismo motor no nos verían en la pista"

"Ellos no nos querían. Sin ser arrogantes, Mercedes sabía que con el mismo motor no nos verían en la pista", comentaba Helmut Marko, y añadía, "lo que estamos intentando, y lo que están haciendo Renault y Ferrari, es lograr un equilibrio de motores".

En la primera carrera del mundial, Sebastian Vettel se hizo con la pole position y logró dominar gran parte de la carrera, hasta que un problema hidráulico lo relegó a la cuarta posición final. Cuando se le preguntó a Christian Horner por el humo que salió del monoplaza de Mark Webber al inicio de la prueba, el jefe de equipo comentó, "sinceramente, no tengo ni idea. Deberás preguntar en Renault".

Un fin de semana que empezaba promotedor para Red Bull pero que acabó siendo una pequeña pesadilla de la que esperan despertar en la próxima cita del mundial, Australia.
Redacción - Cristina Díaz - Infomotor Network, S.L.