Pero aún no han decidido si lo usará en la calificación y la carrera este fin de semana

Mercedes GP ha puesto sobre la pista el monoplaza de Michael Schumacher con el controvertido sistema 'F-Duct' en los entrenamientos libres del GP de China. Sin embargo, el equipo alemán aún no ha decidido si el dispositivo, activado en la cabina del piloto y diseñado para eliminar el 'downforce' del alerón trasero y aumentar la velocidad punta en las rectas, se quedará permanente en el W01 para la jornada de calificación y la carrera del domingo.

"Ahora lo estamos analizando para ver si lo instalamos en los dos monoplazas para el resto del fin de semana", aclaraba Nick Heidfeld, piloto reserva de Mercedes.

Según el piloto de 32 años, el sistema ha arrancado con buen pie y parece que los datos recogidos tanto en pista como en el túnel de viento son "prometedores". Los que no han tenido la misma suerte han sido los integrantes del equipo Ferrari. La Scuderia roja ha montado el dispositivo en el monoplaza de Fernando Alonso pero un fallo en el motor le ha evitado continuar con el análisis del 'F-Duct'.
Redacción - Ana Moya - Infomotor Network, S.L.