Ha necesitado 14 trueques, sin necesitar dinero, pero al final ha conseguido cambiar un viejo teléfono móvil por un Porsche descapotable del año 2000. Eso sí, dice que el mantenimiento es muy elevado y ya esta pensando en cambiarlo de nuevo.

El joven se llama Steven Ortiz, es estadounidense y tiene 17 años. Comenzó a hacer intercambios en 2008 con un viejo móvil que le dio un amigo. Se metió en la página web de compra-venta Craigslist.org y consiguió un móvil mucho mejor. A partir de ahí la cadena fue la siguiente: de un móvil a un Ipdo Touch; a una vieja bicicleta; a un ordenador MacBook Pro; a un Toyota 4Runner.

Como tenía 15 años y no podía conducir, continuó con sus intercambios. Cambió el Toyota por un carrito de los que se emplean para desplazarse por los campos de golf. Finalmente, logró adquirir un Ford Bronco de 1975 que, al ser considerado un modelo de coleccionista valorado por más de 15.000 dólares, pudo cambiar sin ningún problema por un Porsche descapotable de 2000, de unos 9.000 dólares.

Steven necesitaba de cinco a seis horas al día atisbando buenos negocios.

Es uno de esos logros que nos recuerdan al de aquel joven que entró en el Libro Guiness de los Récords por conseguir cambiar un imperdible por una casa en apenas un año.