Domenicali cree que no hay motivos para preocuparse

Además de mejorar el ritmo del F10 y defenderse de la ira del Consejo Mundial el próximo mes, otro dolor de cabeza para Ferrari podría estar en los motores. La próxima carrera, en Monza, es una de las más duras mecánicamente, y en Spa-Francorchamps el domingo, el motor Ferrari recién instalado en el Sauber de Pedro de la Rosa tuvo que ser sustituido.

A siete carreras para el final de la temporada, los pilotos de Ferrari solo tienen dos motores disponibles de su asignación total de ocho. Deberán tenerlo en cuenta, ya que un noveno motor supondría una penalización en la parrilla que les perjudicaría sobremanera de cara al Mundial.

Echando un vistazo rápido a los motores utilizados por el resto de monoplazas hasta Spa, vemos que mientras la mayoría de los pilotos están ahora en su quinto motor, Fernando Alonso y Felipe Massa han utilizado seis. Sin embargo, en la escudería de ‘Il cavalino rampante’ están tranquilos. "No veo ninguna razón para preocuparse", dijo el jefe de Ferrari Stefano Domenicali.