Entre ellas están el Rayo Vallecano, Dhul, Clesa o El Gorriaga
Con el proceso el grupo logra 4 meses para negociar con los acreedores
Las empresas tienen una deuda acumulada de 700 millones de euros
Ruiz Mateos: 'Antes de no poder pagar a los inversores, me pego un tiro'
La compañía captó en pagarés más de 100 millones de unos 5.000 inversores

Esas compañías son el club de fútbol Rayo Vallecano, Clesa, Garvey, Dhul, Hotasa, Trapa, Quesería Menorquina, El Gorriaga, Hibramer y Carcesa.

En una inusual rueda de prensa en su casa, Ruiz Mateos ha explicado que estas empresas se han acogido al procedimiento especial de negociación de deudas de la Ley Concursal, que le otorga un plazo de hasta cuatro meses para alcanzar un acuerdo con sus acreedores para establecer un plan de pagos y evitar así ser declarado en suspensión de pagos.

Ruiz Mateos ha explicado que esta empresas tienen una deuda de 700 millones de euros y que el patrimonio del 'holding' asciende a 6.000 millones.

"Con estas medida protegemos los intereses de los empleados y de sus inversores y garantizamos el futuro de las compañías", ha afirmado. El empresario ha añadido que "no planean despidos". "Nunca hemos despedido y nunca vamos a despedir", ha asegurado.

Asimismo, ha anunciado que negocian con un grupo inversor extranjero para su entrada en el grupo a cambio de dar 500 millones de liquidez a la compañía. "Todo es una obra orquestada por algún banco acrteedor contra ellos", ha remarcado.
Emisiones de pagarés

Asimismo, ha mandado un mensaje los 5.000 inversores que compraron pagarés del grupo. "Antes de no poder pagar a esos inversores, me pegaré un tiro. Juro por Dios que todos van a recuperar el dinero", ha afirmado.

Nueva Rumasa ha realizado en los dos últimos años emisiones de pagarés que han sido suscritas por unos 5.000 inversores, según datos de la propia compañía, y con las que habría captado más de 100 millones de euros.

Se da la circunstancia de que algunas de estas empresas, como Dhul o Clesa, eran las garantías para una de las emisiones de pagarés realizada por el grupo.

La CNMV realizó reiteradas advertencias sobre estas emisiones en las que alertaba que no "supervisaba su rentabilidad garantizada", ya que queda fuera de su ámbito y recomendaba informarse "ampliamente" antes de suscribirlas.

fuente:elmundo.es