¿En qué se parece una suegra, a una mañana de niebla?
Que en cuanto se va, queda una tarde estupenda.