La Comisión de Control y Disciplina de la UEFA sanciona como se esperaba al técnico portugués. Uno lo cumplió en el Camp Nou y se esperaba la rebaja de uno más. El Madrid tiene previsto recurrir.


AS.com | 06/05/2011

La Comisión de Control y Disciplina de la UEFA, reunida hoy, suspendió por cinco partidos al entrenador del Real Madrid José Mourinho por sus declaraciones tras el encuentro de ida de las semifinales de la Champions League que su equipo disputó frente al Barcelona en el Santiago Bernabéu la semana pasada. Uno de ellos lo ha cumplido ya, porque no se sentó en el partido de vuelta, jugado en el Camp Nou tras ser expulsado en el de la ida. Además, otro está condicionado a la reincidencia: no lo cumplirá si no vuelve a hacer declaraciones controvertidas.

Mourinho criticó la labor del colegiado del choque de ida, el alemán Stark, y de otros cuatro que le perjudicaron a él o beneficiaron al Barça en el pasado. Mourinho también dijo que le daría "vergüenza" ganar una Champions como la que conquistó Guardiola tras el controvertido arbitraje del noruego Ovrebo en la semifinal de 2009 entre Chelsea y Barcelona.

El entrenador del Real Madrid es sancionado por violar los principios de conducta del máximo organismo del fútbol continental. El club blanco probablemente recurrirá ante el Tribunal de Apelación de la UEFA y, en última instancia, ante el Tribunal de Arbitraje del Deporte (TAS).