El español afirma que no se puede hacer un gran cambio en tan sólo cinco días
Fernando Alonso se ha mostrado cauto tras el buen inicio de fin de semana que Ferrari protagonizó en las dos primeras sesiones libres del Gran Premio de Mónaco. En comparación a la semana pasada en Barcelona, el 150º Italia ha mejorado considerablemente, pero el piloto español sigue apostando por Red Bull para la clasificación y la carrera.

La actuación de Ferrari y especialmente la de Fernando Alonso en los entrenamientos libres del jueves ha aumentado en rendimiento en comparación al pasado fin de semana durante el Gran Premio de España. Ayer, el asturiano marcó el segundo mejor crono en la primera sesión, pero durante los entrenamientos de la tarde, el bicampeón se adjudicó el tiempo más rápido. A pesar del alto potencial mostrado por el 150º Italia, Alonso ha restado importancia a la puesta en escena del monoplaza. "No le das la vuelta al mundo en cinco días", aseguraba el de Ferrari, haciendo hincapié en que no ha habido un cambio radical en el coche.

"La verdad es que la aerodinámica es menos importante en esta pista porque somos más lentos, pero el motor, la suspensión y mecánica son iguales, sino superior a los demás. Es por esto que pinta bien, pero para la pole y la carrera espero que los Red Bull sean rápidos", señalaba Alonso al diario italiano La Gazzetta dello Sport.

La situación del 150º Italia no ha sido el único cambio del jueves, ya que el debut del compuesto superblando de Pirelli también ha revolucionado las primeras dos sesiones libres del fin de semana. Según la opinión de varios pilotos, entre ellos la de Sebastian Vettel, la nueva goma será la elegida por los equipos para la sesión de clasificación. Además, cabe añadir que la degradación del compuesto ha sido menor a la esperada por las escuderías. "Es increíble. Creemos que será posible una estrategia de dos paradas", afirmaba el máximo responsable de Pirelli, Paul Hembery.

Si Alonso se mostraba cauto con el rendimiento del 150º Italia, el actual líder del campeonato, Sebastian Vettel, espera que Ferrari mantenga su fuerte ritmo durante todo el fin de semana. "También fueron muy fuertes aquí el año pasado. Está cerca", señalaba el piloto de Red Bull.

Hará falta esperar a la última sesión libre y a la de clasificación de mañana para comprobar si el nivel de Ferrari sigue siendo tan competitivo como el mostrado ayer en las primeras tomas de contacto del Gran Premio de Mónaco.
Por Cristina Díaz