Crecen los rumores de su sustitución por Romain Grosjean
Las carreras disputadas por Nick Heidfeld con Lotus Renault están mostrando un buen potencial y actuación por parte del monoplaza como del piloto. No obstante, el jefe de equipo, Eric Boullier, ha asegurado que se espera mucho más del alemán a lo largo del fin de semana de GP, y no únicamente del día de carrera. Incluso se ha llegado a hablar de que Romain Grosjean, actualmente compitiendo en la GP2, podría reemplazarle.

El sustituto podría ser sustituido. Esto es lo que se entrevé tras las declaraciones del jefe de equipo de Lotus Renault, Eric Boullier, y las informaciones de medios de comunicación sobre el rendimiento de Nick Heidfeld. El alemán llegó a la escudería de Enstone para reemplazar a Robert Kubica a lo largo de la temporada mientras que el polaco se recupera de su accidente en el Rallye Ronde di Andora a principios de febrero. A pesar de la buena actuación del alemán en las seis carreras disputadas, los rumores de que Romain Grosjean podría sustituirle aumentan día tras día.

La revista alemana Speed Week recogía las palabras de Boullier. "La temporada de Heidfeld ha sido buena, pero no suficientemente buena. Nick empieza en el ritmo de Vitaly Petrov pero siempre hay un descenso. Tenemos que sentarnos y necesito entender cuáles son las preocupaciones de Nick. El domingo va bien, muy bien de hecho", señalaba el jefe de equipo de Lotus Renault sobre la actuación del alemán en los Grandes Premios.

Sin embargo, en el diario L'Equipe Boullier iba más allá y aseguraba que la escudería está perdiendo el liderazgo de Kubica, quién probablemente se perderá toda la temporada. "Robert fue capaz de mantener un papel de liderazgo. Es exigente y sabe lo que el equipo quiere de él. Si ve que las cosas no están yendo bien, pega un puñetazo en la mesa. Pero Robert no está aquí ahora", afirmaba el francés.

Que Lotus Renault no esté luchando por las primeras posiciones también se debe al rendimiento de Vitaly Petrov. A pesar de que el ruso tiene asegurado su asiento gracias, en parte, a los patrocinadores que confían en él, Boullier ha advertido que la mejoría del ruso no es del todo prometedora. "Vitaly necesitaba a alguien que pudiera decirle a qué hora se le espera en la pista por la mañana, para así no llegar tarde a los reuniones, cómo debe organizarse los días y cómo debe comportarse fuera de la pista", señalaba el jefe de equipo del equipo del rombo.

La escudería de Lotus Renault debe tomar una nueva dirección para llegar a las posiciones punteras de la parrilla, plazas por las que Kubica podría estar luchando a día de hoy.
Por Cristina Díaz