Mercedes GP asume que no pueden luchar con 'los grandes'
Ross Brawn ha admitido que Mercedes GP es, a día de hoy, demasiado débil técnicamente para colarse en la lucha con los equipos tradicionalmente grandes. La escudería alemana, está en marcha desde 2009 bajo el nombre de Brawn GP tras la salida de Honda de la F1 a finales de 2008. En 2010 empezaron esperanzados su andadura ya como Mercedes GP y con Michael Schumacher entre sus filas, pero los buenos resultados se resistieron a llegar.

Sin embargo, según ha declarado Ross Brawn, jefe del equipo al medio alemán Sky, "la razón por la que no tienen el éxito que les gustaría es que el equipo no es lo suficientemente fuerte físicamente".

Tanto Schumacher como Nico Rosberg 'estrenaron' ingenieros de carrera en 2010, además de la unión al equipo de Brackley de Bob Bell, ex director técnico y jefe del 'viejo' equipo Renault.

Brawn ha admitido que "no tenemos el potencial técnico necesario para competir con Red Bull, Ferrari o McLaren, pero estamos trabajando en ello, es lo que hacemos ahora mismo".

Por otra parte, cree que los progresos ya se ven, aunque no pierde la cautela: "Estas cosas van paso a paso, temporada a temporada. Para el próximo año tendremos un equipo mucho más fuerte que ahora".

Uno de los principales problemas de Mercedes GP es el diseño del W02, que tiene la distancia entre ejes más corta de todos los coches de la parrilla: "Cuando tomamos la decisión acerca del diseño, teníamos información que nos llevaba a pensar que estábamos en lo correcto. En retrospectica, probanlemente hubieramos toma una decisión diferente", confiesa Brawn.
Por África Rosaleny