Barrichello no montó el sistema en Alemania
Rubens Barrichello y Pastor Maldonado montarán el KERS en sus monoplazas para la carrera de este fin de semana en Hungría. En Nürburgring, el brasileño disputó la prueba sin el sistema de recuperación de energía ya que Williams quería comprobar si el hecho de sacar el sistema del FW33 afectaba a la degradación de los neumáticos y al equilibrio de frenos.

La escudería Williams volverá a montar el KERS en sus dos monoplazas, así tanto Rubens Barrichello como Pastor Maldonado contarán con el sistema de recuperación de energía en Hungaroring, tal y como ha asegurado el director técnico, Sam Michael. En el pasado Gran Premio de Alemania, el equipo británico decidió que el FW33 del brasileño no llevaría el KERS para comprobar qué efectos producía en el monoplaza.

"Hemos tenido dudas sobre el KERS en el pasado en cuanto a controlar el equilibrio de los frenos durante la frenada, lo que finaliza con una situación bastante difícil", señalaba Michael. Concretamente, la escudería de Grove quería conocer si al no montar el sistema de recuperación de energía, esta acción ayudaría, además, a la degradación de los neumáticos.

"Siempre hemos notado que en las pocas veces en carrera que no ha funcionado ha sido mejor en la degradación del neumático trasero. No hay duda de que en la clasificación es mejor porque te da tres décimas y media por lo que puedes salir y no montar el KERS. Obviamente, algunos equipos están más avanzados en su cambio que nosotros, así que la penalización por correr con él es algo que pensamos podíamos probar en esa pista. Estábamos planeando de probarlo aquí", afirmaba el director técnico de Williams.

El hecho de quitar el KERS del monoplaza de Barrichello también significó que el equipo podía jugar con la distribución de peso. "Tienes que tener una masa que puedas usar para la distribución del peso y el centro de gravedad. Lo que necesitábamos hacer era experimentar un fin de semana de carrera y ver que ocurría en el monoplaza cuando no estaba montado, porque cuando estábamos en Silverstone podíamos encenderlo en un modo diferente en el motor", aseguraba Michael.

"Pudimos usar mucha fuerza de ignición para controlar la frenada y fue mucho mejor, pero no podemos hacer los dos procesos, el motor no es capaz de hacerlo. Así, no podemos tener el cien por cien de soplado y fuerza de ignición ya que no podemos retrasar la ignición que los otros equipos sí hacen. De esta manera, podemos parar el soplado bajo la frenada y controlar el equilibrio de frenos o podemos hacer lo contrario. Es un poco peliagudo para nosotros", explicaba el director técnico de Williams.
Por Cristina Díaz