Las conversaciones con los inversores ya se han iniciado
El sueño de la ciudad de Nueva York de tener su propia cita en el Mundial de Fórmula 1 se puede hacer realidad, aunque Austin será el anfitrión para albergar el Gran Premio de Estados Unidos el próximo año. El periódico The Wall Street Jornual revela que los alcaldes de las ciudades de Nueva Jersey, Weehawken y West New York, mantienen conversaciones con inversores privados para traer la F1 a la ciudad posiblemente en 2013.

"En estos tiempos de incentidumbre económica, la fuente de ingresos es importante para nosotros; un Gran Premio de Fórmula 1 aquí sería muy positivo para los habitantes de Nueva York", dijo Richard Turner y Felix Roque, alcaldes de Weehawken y West New York respectivamente.

"Dicho esto, tenemos que asegurarnos que albergar un GP tenga beneficios financieros, que sean repartidos por igual por nuestras ciudades. El grupo invensor ya nos ha comunicado que nuestras ciudades se verían compensadas anualmente'', añadieron en el comunicado.

Un portavoz del gobierno de Nueva Jersey, Chris Christie, afirma que los alcades han mantenido conversaciones para la propuesta: ''Tener un GP aquí en Nueva Jersey es muy emocionante'', comentó.

Además, The Wall Street Journal también publicó que no pudo contactar con Bernie Ecclestone, magnate de la F1, para confirmar esta noticia.
Por Jose María Andújar