ATÚN CON PATATAS

INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS
atún en trozos, 400 gramos
cebolla, 1 unidad
pimiento rojo, 1 unidad
patata, 750 gramos
caldo de pescado, 3 tazas
perejil, al gusto
aceite de oliva, 5 cucharadas
pimiento verde, 1 unidad
tomate maduro, 250 gramos
vino blanco seco, 1/2 taza
diente de ajo, 2 unidades
sal, al gusto


ELABORACIÓN
Calentar el aceite en una cazuela y rehogar la cebolla, pelada y picada, hasta que esté transparente. Agregar los pimientos cortados en trozos y los tomates pelados y picados; rehogar a fuego lento, revolviendo de vez en cuando y procurando que los tomates se vayan deshaciendo.

Cuando todo esté rehogado, añadir las patatas cortadas en trozos, mezclar, cocer unos minutos más e incorporar el vino y el caldo. Machacar los ajos con el perejil y añadirlos al guiso. Sazonar, revolver y cocer hasta que las patatas estén tiernas.

Por último, incorporar el atún y cocer 2-3 minutos más. Dejar reposar unos 5 minutos y servir.



CERDO AL CARAMELO

INGREDIENTES PARA 8 PERSONAS
lomo de cerdo, 1,1/4 kilo
manteca de cerdo, 3 cucharadas
sal, al gusto
clavo de olor, 18 unidades
azúcar moreno, 3 cucharadas
pimienta molida, al gusto


ELABORACIÓN
Lavar y secar la carne. Hacer unos cortes en la parte grasa del lomo, formando unos cuadros, y en cada cuadro pinchar un clavo de olor. Salpimentar la carne y embadurnarla con la manteca. Ponerla en una fuente refractaria e introducirla en el horno caliente, a temperatura alta (200º) 30 minutos o hasta que esté bien asado.

Cubrir a continuación la parte grasa de la carne con el azúcar, e introducir de nuevo en el horno, conectando el grill, unos 5 minutos. Servir acompañado con puré de manzana o al gusto.


NATILLAS MONTAÑESAS

INGREDIENTES PARA 6 PERSONAS
yema de huevo, 8 unidades
azúcar, 150 gramos
canela en rama, 1 ramita
leche, 1 litro
corteza de limón, 1/2 unidad
canela en polvo, 1 cucharadita


ELABORACIÓN
Batir las yemas con el azúcar en un cazo, hasta que estén espumosas. Calentar la leche en un cazo con la cáscara de limón y la ramita de canela; dejarla hervir y retirar. Incorporar, poco a poco, a las yemas batidas, al mismo tiempo que se remueven enérgicamente. Acercar al fuego y continuar moviendo hasta conseguir una crema, procurando que no hierva para que las yemas no se cuajen.

Cuando las natillas estén bien cuajadas y en su punto, retirar la cazuela del fuego. Verterlas calientes en una fuente de servir o en recipientes individuales. Espolvorear con canela en polvo y dejarlas enfriar completamente antes de meterlas en el frigorífico.