Domenicali apuesta por una sanción deportiva para quien infrinja el acuerdo
Stefano Domenicali, director del equipo Ferrari, ha negado que negocien un nuevo Pacto de la Concordia con Bernie Ecclestone y ha afirmado que equipo y magnate han mantenido conversaciones cordiales, sin entrar en más detalles. A principios de diciembre, Ferrari y Red Bull anunciaron su salida de la FOTA. En un año clave para la renovación del Pacto de la Concordia y por consiguiente para el Acuerdo de Restricción de Recursos, se rumoreó que las dos escuderías punteras podrían haber firmado un nuevo contrato exclusiva y directamente con Bernie Ecclestone, información que el de Maranello ha negado.

El actual Pacto de la Concordia expira a finales de 2012, de ahí que las escuderías del Mundial y Bernie Ecclestone busquen la renovación del acuerdo. Sin embargo, la salida de Ferrari y Red Bull de la Asociación de Equipos de la Fórmula 1 (FOTA) ha complicado las conversaciones sobre la continuidad del Pacto.

Si días atrás se hizo público que Il Cavallino Rampante había firmado un nuevo acuerdo con el magnate de la competición, el jefe de equipo, Stefano Domenicali, ha negado tales informaciones. "No es verdad. Sí es cierto que Ferrari y Ecclestone han estado hablando. Siempre lo hacen porque ambos son....ambos siempre han estado presentes en la F1", afirmaba el italiano a La Gazzetta dello Sport.

La salida de la escudería de Maranello y Red Bull de la FOTA aumentó los rumores de que los dos equipos podrían haber negociado un nuevo acuerdo exclusivo y directamente con Ecclestone. Sin embargo, el actual Pacto de la Concordia prohíbe que se firme una renovación a menos que la propuesta haya sido aceptada por todas las escuderías de la parrilla.

Aunque muchos han cuestionado a Ferrari por su decisión de abandonar la FOTA, su presidente, Luca di Montezemolo, ha vuelto a insistir en las razones de su salida. "Tenemos derecho a tener voz y voto de forma autónoma. Claramente, este es un año muy importante y todos somos conscientes de ello", afirmaba el magnate italiano.

Uno de los puntos prioritarios y conflictivos del Pacto de la Concordia es el Acuerdo de Restricción de Recursos por el que se limita el presupuesto de los equipos en cada temporada. En 2011 se hizo pública una auditoría en la que se informaba que Red Bull había superado el límite presupuestario, aunque de momento no ha habido confirmación oficial de dicha situación.

En opinión de Domenicali, si el informe es cierto, la penalización debería ser severa e ir más allá de una multa económica. "Hoy, solo se planea un castigo del tipo financiero, pero tenemos que decidir si no sería mejor pensar en algo relacionado con el aspecto deportivo. Y, en ese caso, pensar quién debería decidir la consecuencia", señalaba el jefe de equipo de Ferrari.

A pesar de la grave crisis económica que está atravesando Europa, la venta de coches de lujo en nuestro país creció un 83% el año pasado. Con tales cifras, Ferrari ha reforzado su mercado. "En el 2011 hemos batido el récord de coches vendidos de nuestra historia, tenemos una situación patrimonial muy sólida", afirmaba Domenicali en declaraciones recogidas por El Periódico.
Por Cristina Díaz