Afirma que mientras la Scuderia debe trabajar en el motor de 2012 y el V6 de 2014
Stefano Domenicali ha declarado esta semana que los rivales de Ferrari tienen una tarea más fácil que la Scuderia en el trabajo de los motores. Y es que según el director deportivo de Ferrari, Red Bull y McLaren sólo tendrán que pagar una cuota por su motores. Todo lo contrario que el equipo italiano, ya que tendrán que trabajar con el motor V8 de este año y al mismo tiempo en el nuevo V6 que será obligado en 2014.

"Los equipos que acaban de pagar por su motor lo tendrán más fácil", aseguró Domenicali a la revista alemana Auto Motor und Sport. Al mismo tiempo el director deportivo de Ferrari confirmó que hasta el verano no tienen programado poner en marcha el V6 de 2014.

"Se necesita mucho dinero para adaptar las estructuras e instalaciones de prueba para el nuevo motor y al mismo tiempo para el programa del motor V8. Será un año complicado y nos tomamos el asunto muy seriamente", aseguró Domenicali.

Por otro lado, también se refirió al sonido del V6 y dijo que hay que trabajar para mantener el 'ruido' correcto en el nuevo turbo de 1’6 litros.

"El sonido en la F1 es importante para los espectadores y tenemos que asegurarnos de que siga siendo así", concluye Domenicali.
Por Verónica Nogales