ROMA, 11 Mar. (EP/Reuters) -

El exfutbolista argentino Diego Maradona, todavía un ídolo por llevar al Nápoles a ganar dos títulos de la liga italiana, quiere hacer las paces con las autoridades fiscales transalpinas.

"Nunca he sido un evasor de impuestos. Siempre he pagado todos los impuestos de los que soy consciente", dijo Maradona, de 51 años, al canal de televisión 'Sky TG24' de Dubái, donde es entrenador del equipo Al Wasl de Emiratos Arabes Unidos.

Las autoridades fiscales italianas dicen que Maradona debe cerca de 38 millones de euros (49,85 millones de dólares) en impuestos impagos, según informan varios medios de comunicación.

"Quiero volver a encontrar la paz con el recaudador de impuestos y con los italianos. Mi deseo es volver a Italia y abrazar a los napolitanos y a todos mis amigos que viven en Italia. Me hicieron perder 20 años, tantos años de amor (para los italianos)", dijo.

Las informaciones señalan que Maradona, que llevó al Nápolse al título de la Serie A en 1987 y en 1990, está buscando un acuerdo para aclarar su situación. "Es correcto pagar los impuestos pero las autoridades fiscales tienen que ser humanas con los ciudadanos", añadió el argentino.