El finlandés salía desde la décima plaza tras una sanción de cinco puestos por sustituir su caja de cambios
Fin de semana muy complicado para la escudería de Enstone. El incendio de su Hospitality desconcentró al conjunto que se recompuso como pudo. Kimi salía peor que Grosjean -en décima posición por su penalización del viernes-, y acabó quinto; el galo abandonó al varar su coche en la puzolana. Un comienzo de temporada muy duro para el representado por Boullier.

Kimi Raikkonen: "Fue un poco difícil porque era mi primera vez con los Pirelli en mojado y no sabía cómo los neumáticos intermedios o de lluvia extrema iban a reaccionar -había completado una sola vuelta de instalación con ellos-. Traté de permanecer en la pista y empujar tanto como pudiese. Cuando cambié a los neumáticos de seco me llevó un par de vueltas calentarlos, y mi visera estaba bastante sucia por lo que ver la línea seca era muy difícil. Una vez que encontré el ritmo pude empujar más. Las condiciones cambiaron mucho hoy por lo que tuve que adaptarme y buscar la manera de conseguir agarre. En general, parecía tener un paquete muy fuerte este fin de semana, así que estoy relativamente contento. El quinto esta bien, pero siempre estamos en busca de mejores resultados".

Romain Grosjean: "El comienzo fue perfecto, di un buen salto respecto a los demás y con el KERS me las arreglé para pilotar a través de los coches de delante sin tocar a nadie. Saliendo de las dos primeras curvas hasta la tercera, fue una sensación increíble. A su vez, Mark (Webber) logró mantener la velocidad en la curva y me adelantó. Michael (Schumacher) trató de hacerlo, pero no había espacio suficiente por lo que nos tocamos e hizo un trompo. A partir de ahí las cosas se pusieron realmente difíciles. La visibilidad era tan pobre que no podía ver nada delante de mí. Hemos tomado la decisión de permanecer fuera con los neumáticos intermedios, pero la lluvia no paró. Tuve aquaplaning en la curva cinco y, lamentablemente, terminé en la grava".

Eric Boullier, jefe de equipo: "El resultado de hoy es un poco frustrante. Si bien es bueno haber acabado con uno de los coches en el top cinco después de comenzar desde la décima posición en unas condiciones que eran muy difíciles, no podemos dejar de pensar que podríamos haber logrado más en esta carrera. Obviamente, es decepcionante para Romain, ya que ha vuelto a retirarse en las primeras vueltas. Nunca había conducido bajo la lluvia con los neumáticos intermedios por lo que tenemos que tomar eso en cuenta. Salió muy bien, pero el contacto con Michael arruinó su carrera. En la reanudación, nos recuperamos, el coche se mostró muy fuerte otra vez con Kimi que ha realizado una carrera impecable. Fue muy consistente en todas las condiciones y quien sabe lo que podría haber conseguido sin su penalización. Estoy seguro de que cuando tengamos un fin de semana "normal", sin mal tiempo, o interrupciones, lo vamos a hacer muy bien".

James Allison, director técnico: "Lo que daría yo por una carrera normal. Hemos tenido que luchar de nuevo con una penalización por cambiar la caja de cambios en el coche de Kimi. También tuvimos dos pilotos aprendiendo de los neumáticos de Pirelli en mojado. Un tiempo difícil aquí en Sepang. Nuestro ritmo en el tramo final de la carrera con neumáticos de seco fue muy prometedor desde el punto de vista tanto de la degradación y el ritmo. Si tenemos una carrera normal, con dos buenas posiciones de calificación, demostraremos qué somos capaces, y creo que vamos a ser capaces de recoger una buena recompensa".

Ricardo Penteado, Renault Sport F1 Team Leader: "De nuevo Kimi consigue sumar puntos aquí y una pena lo de Romain pero en el transcurso del fin de semana se confirmó el ritmo visto en Australia del paquete Lotus-Renault. Además con el continuo cambio de clima, se hacía muy difícil administrar el consumo de combustible. Quemamos una gran cantidad de combustible en la segunda salida, que nos permitió ser más ligeros de cara a las últimas vueltas. Por eso Kimi marcó la vuelta rápida de la carrera en la vuelta 53. En general, el motor ha funcionado perfectamente y ahora debemos mirar hacia adelante en China, que presenta un desafío muy diferente".

Por José Luís Sánchez