Ambos implicados hablan amistosamente sobre lo ocurrido
La disputa entre Éric Lux y el piloto Adrian Sutil ha llegado oficialmente a su fin, después un largo litigio que termina con una conservación entre ambos implicados. El expiloto de Force India se ha mostrado contento por quitarse un peso de encima: "Estoy muy contento de haber podido hablar con éric Lux y no tener que volver otra vez a las Cortes".

Adrian Sutil fue condenado en junio de 2011 por agresiones graves tras un incidente nocturno el año pasado en Shanghái a pagar 200 mil euros y cumplir 18 meses de libertad condicional. Los abogados de Sutil presentaron inmediatamente una apelación contra la pena de la Corte de Múnich, lo que provocó que la acusación hiciera lo mismo y el caso siguiera adelante.

Pero según informa el periódico alemán Bild-Zeitung, el piloto de 29 años ha retirado la apelación, lo que ha motivado a la fiscalía a hacer lo mismo. Adrian ha podido conversar así amistosamente con Éric Lux, cerrando definitivamente el caso y pasando página: "Estoy muy contento”, asegura Sutil. "Todo ha terminado y quiero continuar haciendo lo que mejor hago cuanto antes: correr en la Fórmula 1".

Según Bild, la superlicencia de Sutil no se verá afectada por su incidente violento acontecido fuera de las pistas, por la condena ni por su aceptación de la misma. El representante del piloto alemán, Manfred Zimmermann, asegura que están muy motivados para preparar el retorno de Sutil a los circuitos de la máxima especialidad: "Estamos muy contentos de que Éric Lux y Adrian hayan hablado y que el asunto esté ahora cerrado. Desde ahora nos concentraremos sólo en el deporte y en hacer todo lo posible para regresar a Adrian a la Fórmula 1".
Por Héctor Campos