Tres semanas más para negociar; sin acuerdo todo cambio requerirá unanimidad
La FIA ha retrasado la fecha límite para el radical recorte de gastos en la Fórmula 1. La víspera del sábado 30 de junio, en la que debería haberse alcanzado un nuevo acuerdo, trascendió que el plan para limitar los presupuestos de los equipos pendía de un hilo ya que éstos mantenían aún discusiones en torno a la forma de las propuestas.

La publicación germana Auto Motor un Sport había informado del alto riesgo de que la fecha límite llegara y pasara sin que se plantearan reformas significativas en el Consejo Mundial del Motor. De hecho, así ocurrió, lo que incrementó la probabilidad de que no se produjeran modificaciones importantes en la normativa de 2013 debido a la necesidad de unanimidad.

Sin embargo, la agencia de noticias alemana DPA -citando a una fuente británica- y el Financial Times teutón aseguran que la FIA ha prorrogado la fecha límite original del 30 de junio hasta finales de este mes. Ello supone que se puedan incorporar al reglamento del próximo año las normas propuestas por sólo dos tercios de los equipos, que se determinarían en el Consejo Mundial del Motor del próximo día 24.

De este modo, las escuderías disponen ahora de algo más de tres semanas para ponerse de acuerdo respecto al camino a seguir, una situación que se produce al tiempo que crece la preocupación entre los equipos por los gastos que tendrán que afrontar ante los importantes cambios en la normativa para la temporada 2014, cuando se introducirá el nuevo motor V6 Turbo.

El jefe de Lotus, Eric Boullier, señaló en declaraciones a Autosport: "Es bueno que todo el paddock entienda que debemos pensar detenidamente en el futuro de la F1. Pero tenemos que tomar la decisión correcta y no decidir con prisas algo de lo que podamos arrepentirnos. Ya tomamos algunas decisiones en el pasado que nos cuestan dinero ahora; y pueden costarnos más en el futuro".

El vicepresidente de Mercedes, Norbert Haug, es consciente de la importancia que estas negociaciones tendrán en el bienestar de la categoría reina. "Esto es vital para la Fórmula 1", dijo en declaraciones a dicha revista británica. "No puede ser sólo una competición de gasto. Fíjate en nosotros: en 2005 gastamos tres veces más de lo que gastamos en 2010. Sería el motor, la aerodinámica o lo que fuera, pero reducir los costes es vital para el futuro de la F1".

Haug ha confirmado también que en la actualidad hay diversas propuestas sobre la mesa pero que las partes son incapaces de llegar a un acuerdo. "Hay muchas ideas, pero necesitamos una decisión comuna. La FIA necesita estar comprometida y la FOM debe estar totalmente comprometida si vamos a tener diez equipos o más en la F1".

"Necesitamos tener normas vinculantes", explicó. "Ahora tenemos un contrato vinculante; el órgano rector debe estudiarlo. Esto no es un comunicado político de Mercedes, lo digo de corazón. Es lo que siento".
Por Dani Pérez Corona y Martí Muñoz