La GPDA se hace fuerte en el paddock de Nürburgring

Los pilotos de la categoría reina no están dispuestos a tolerar otra carrera marcada por la inestabilidad e inseguridad de las gomas de Pirelli, y así lo han hecho saber hoy a través de un comunicado en el que amenazan con retirarse del GP de Alemania si este fin de semana se repiten las anomalías de Silverstone.

Los pilotos de Fórmula 1 se retirarán del Gran Premio de Alemania al más mínimo fallo de los neumáticos Pirelli. Así ha querido dejarlo claro la GPDA a través de un comunicado oficial publicado esta misma tarde después de haber celebrado una reunión en el paddock de Nürburgring, reunión en la que sus integrantes han decidido sumar fuerzas.
Después de que múltiples neumáticos reventarán espontáneamente en le pasado GP de Gran Bretaña, la Asociación de Pilotos no está dispuesta a correr el riesgo de volver a competir si existe el más mínimo signo que indique que los compuestos todavía son inestables. Por eso mismo, sus miembros amenazan con boicotear la carrera.
"Los pilotos de la Asociación de Pilotos de Grandes Premios (GPDA en inglés) quieren expresar su preocupación por los hechos ocurridos en Silverstone. Confiamos en que los cambios hechos en los neumáticos darán los resultados deseados y que no ocurrirán problemas similares durante el fin de semana del GP de Alemania".
"Estamos preparados para pilotar nuestros coches al límite, como siempre, y eso es lo que esperan los equipos, los patrocinadores y los aficionados. De todos modos, los pilotos hemos decidido que nos retiraremos inmediatamente de la carrera si se manifiesta cualquier problema similar durante el GP de Alemania, ya que este problema evitable de los neumáticos pone en riesgo las vidas de pilotos, comisarios y aficionados", sentencia el comunicado oficial.
Cabe recordar que, para esta carrera, Pirelli ha sustituido la construcción de acero de sus gomas por una de kevlar, para reaccionar así ante los reventones de Silverstone. Un análisis de la marca milanesa reveló que dichos problemas fueron causados por un mal uso de las ruedas, la adopción de ángulos de caída y presiones inadecuados, y la agresividad de los pianos del trazado.

Por Martí Muñoz