El italiano cree que necesitan remar en la misma dirección para superar este bache
Luca di Montezemolo tiene bastante claro que Ferrari no puede permitirse más carreras como la de Hungría en la que, pese a sacar buenos puntos con Fernando Alonso, vieron como su monoplaza era el cuarto mejor por detrás de Red Bull, Mercedes y Lotus. Así, en su intento por encontrar una solución, ya han confirmado la incorporación de James Allison como director técnico en septiembre y, sobre todo, Montezemolo ha insistido en la necesidad de trabajar juntos y con el cuchillo entre los dientes de cara a la segunda parte del año. Además, dejó un recado a Fernando Alonso tras sus declaraciones al término del Gran Premio, donde mostró su descontento con el rendimiento del F138.

Luca di Montezemolo, presidente de Ferrari, fue muy claro durante la reunión que ha tenido esta mañana con Stefano Domenicali y los ingenieros de la Scuderia, tras un Gran Premio de Hungría decepcionante en lo referente al rendimiento.

"El equipo Ferrari que vi en la carrera de ayer no me gusta", confesó el italiano.

Montezemolo pidió un plus al equipo a partir de Spa, para volver a ser un equipo que opte a las victorias en cada carrera como había sido el caso hasta el Gran Premio de Canadá. Es por eso que, sin andarse con rodeos, en Ferrari han de afrontar la segunda parte de la temporada con el cuchillo entre los dientes para intentar luchar por todo hasta el final como los últimos años.

Así, en Ferrari abogan por no pensar en quién erró aquí o allá, remar en la misma dirección y trabajar al máximo para darle la vuelta a la situación antes de que sea tarde. Es por eso que, pese a cumplir 32 años en el día de hoy, Fernando Alonso ha recibido un tirón de orejas por parte del presidente de la Scudería.

El italiano le ha recordado que "a todos los grandes campeones que han pilotado para Ferrari, siempre se les ha pedido que pongan los intereses del equipo por encima de los propios. Este es el momento de mantener la calma, evitar polémicas y mostrar humildad y determinación en la contribución personal, manteniéndose junto al equipo y su gente, tanto dentro como fuera de la pista".

Por eso, en su intento por dar ese impulso a la Scuderia, en el día de hoy se ha confirmado la incorporación de James Allison al equipo italiano en el puesto de director técnico a partir del 1 de septiembre. El exdirector técnico de Lotus, aterrizará en Ferrari con la misión de guiar al equipo de nuevo a la victoria en 2013 y la de crear un buen monoplaza para la importante temporada 2014.
Por Andrés Méndez