Llevarán un nuevo paquete aerodinámico al trazado asiático con las vistas puestas en el diseño del próximo monoplaza
En McLaren siguen empeñados en lograr un buen resultado que, de alguna manera, salve una temporada de transición en la que han sufrido mucho con el diseño radical de su monoplaza. Saben que la evolución del MP4-28 les ayudará a perfeccionar el diseño inicial de su bólido para 2014 ya que, algunos de los conceptos de este año se implementaron para llegar a utilizarlos de forma óptima la próxima temporada. Así, Sam Michael ha dejado claro que en Monza llegarán pequeñas modificaciones y será en Singapur donde implementen un nuevo paquete aerodinámico para afrontar las últimas carreras y comprender algo más el nuevo monoplaza.

El equipo McLaren era consciente de que su agresivo diseño del MP4-28 serviría como base para el monoplaza del próximo año en lo referente a los nuevos conceptos utilizados.

Es por eso que, pese al mal año en lo deportivo, seguirán desarrollando su bólido implementando piezas pensadas para el diseño de su arma del próximo año. Con ellas buscarán asegurar la quinta plaza del campeonato de constructores alcanzando algún podio, su principal objetivo hasta final de temporada.

Así, Sam Michael ha afirmado que McLaren introducirá pequeñas modificaciones en el MP4-28 durante el Gran Premio de Italia, de cara a implementar un paquete aerodinámico más completo en Singapur.

Monza será la primera parada y, aunque no es un circuito en el que salgan a la luz grandes novedades por las características especiales del mismo, Michael ha dejado claro que habrá pequeños cambios en el set-up del coche, con los que esperan volver a estar entre los mejores como ocurrió el pasado fin de semana en Bélgica.

"Habrá nuevas piezas porque hay niveles de drag completamente diferentes. Tenemos la velocidad punta más alta, y tendremos que adoptar diferentes alerones delanteros y traseros, así como ajustar algunas cosas en la parte frontal del monoplaza para adaptarnos a la pista", ha comentado a Sky Sports el director deportivo del equipo.

Tras haber recuperado poco a poco el rumbo perdido desde principio de temporada, lo que les ha servido para remontar una diferencia de 22 puntos con Force India desde Silverstone y que les ha colocado de nuevo quintos en la general por equipos tras el sexto puesto de Button en Spa, en McLaren miran esperanzados a las próximas citas del calendario.

Con el claro objetivo de subir al podio en alguna ocasión en lo que resta de temporada, Singapur supondrá el punto de inflexión para muchos equipos en materia de novedades para la parte final del campeonato, y McLaren será uno de los que intenten dar un paso adelante en el trazado asiático.

"Creo que la próxima pista con niveles altos de carga aerodinámica y donde realmente llegará el cúmulo de mejoras de los equipos será Singapur, por lo que Monza será una carrera intermedia", ha dicho. "Estamos empezando a ver el progreso, y mucho de nuestro desarrollo está centrado en 2014, por lo que todo lo que adaptemos al coche de 2013 serán cosas que nos ayuden para comprender el coche de 2014".

Por último, Michael ha querido destacar lo bien que ha sentado en el seno de McLaren el rendimiento del equipo en Hungría y Bélgica aunque los resultados no hayan sido espléndidos. Es por eso que el británico espera que puedan dar un paso adelante y logren luchar por objetivos mucho más ambiciosos.

"Tuvimos un buen ritmo en Budapest y Spa. Pero sigue sin ser donde queremos estar. Estamos aquí para ganar carreras, pero de momento no podemos hacerlo, ya que el coche no es suficientemente rápido", ha concluído.
Por Andrés Méndez